Terremoto de Perú se debió a una deformación interna de la placa de Nazca también se sintió en Ecuador

Perú sufrió este domingo 28 de noviembre un terremoto con magnitud 7.5 en la zona norte del país. El temblor, que se sucedió a las 05:52 a.m. horas locales en la zona selvática del Amazonas, tuvo una profundidad de 131 kilómetros según el Instituto Geofísico, además de darse de manera más específica a 98 kilómetros al este de Santa María de Nieva en Condorcanqui.

El sismo no solamente se sintió en Perú, sino que también afectó a las localidades ecuatorianas de Guayaquil, Quevedo, Durán, Quito, Cuenca y Santo Domingo, según información del medio El Universo.

El movimiento, que también ha afectado a una vasta zona aledaña de la costa central del país, no ha causado ninguna víctima y tampoco ha precipitado que se dé un tsunami. Todos los daños que se han registrado hasta el momento han sido materiales (en Loja).

La ruptura se produjo en una falla normal de caída moderada, que choca al norte-noroeste o al sur-sureste. En el lugar donde ocurrió el terremoto de este domingo, la placa de Nazca se mueve hacia el este en relación con la placa de América del Sur a una velocidad de aproximadamente 70 mm / año, subduciendo en la Fosa Perú-Chile, al oeste de la costa peruana, recordó el Geofísico estadounidense.

Los terremotos del norte de Perú y la mayor parte del oeste de América del Sur se deben a las tensiones generadas por esta subducción en curso; en esta latitud, la placa de Nazca es sísmicamente activa a profundidades de alrededor de 650 km. Este terremoto ocurrió en un segmento de la placa subducida que ha producido frecuentes terremotos con profundidades focales de 100 a 150 km.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.